Miel de montaña, la iniciativa de un equipo emprendedor que apuesta por la conservación de las abejas

Erick de León de Apiario Rosalina habló con El Incidente sobre su proyecto de conservación de las abejas, y cómo se pueden obtener los mejores beneficios a través de estos importantes animales.


Un día del mes de octubre de 2017, Erick de León y su hermano, comenzaron a soñar en grande. ¿Cuántos enjambres son desterrados de su hábitat? ¿Quién protege a las abejas?, se preguntaron, y decidieron actuar.

Todo comenzó, porque ese día un enjambre de abejas, llegó a instalarse a una de las plantaciones de aguacate, en ese instante, nació la idea de crear Apiario Rosalina, Miel de motaña, un emprendimiento que consiste en la producción de miel y sus derivados, dar a conocer la importancia de las abejas en el medio ambiente y la conservación e innovación para dichos animales.

Aunque el proyecto de Erick de León, está enfocado en la producción de miel, polen y el propóleo, el equipo que conforma Apiario Rosalina, busca que las personas de Guatemala poco a poco, modifiquen la cultura y el enfoque erróneo que tiene de las abejas.

De León es parte de la comunidad de la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC). Todos los días, trabajan arduamente para producir los productos de las múltiples colmenas que tiene en una finca ubicada en Acatenango, Guatemala. Y que con un toque mesurado, publican los resultados de su trabajo en su cuenta de Instragram y Facebook. El principal problema que han enfrentado es que cada vez más las personas matan el hábitat de las abejas.

Este emprendedor habló con El Incidente sobre su proyecto, y sus planes de innovación a futuro y del avance que han tenido como proyecto dentro de Guatemala y ahora internacionalmente, comercializando productos en Francia.

***

¿En qué consiste tu proyecto?

Apiario Rosalina, es un proyecto que consiste en apoyar a agricultores, para que puedan introducir las colmenas dentro de sus cultivos, o ya se dentro de su propiedad. Esto, ayudará a polinizar los productos orgánicos, y reducir lo que son los químicos y los insecticidas.

Nosotros los humanos, dependemos de un 90% de la abejas.

¿Qué cambios aporta tu proyecto en la región?

El cambio es poder ayudar a la población, para que comience a conocer que la miel se cristaliza. La mayoría de veces, piensan que es azúcar. El guatemalteco consume miel que, es proveniente de otros países, normalmente son jarabes de maíz y azucares, no son miel. Lamentablemente, la miel buena de Guatemala, se exporta a los países Europeos.

¿Cómo surgió tu proyecto?

El proyecto empezó en el 2017,en el mes de octubre. Comenzamos porque en nuestros cultivos de aguacate, se llegó a instalar un enjambre de abejas, y ese mismo día, averiguamos acá en Guatemala, dónde habían apicultores, y nos enteramos que habían en Suchitepéquez. Fuimos a Suchitepéquez a comprar lo que fue nuestra primera caja, para poder introducir el enjambre. Luego, estuvimos recibiendo cursos, por dos meses, y empezamos con 10 colmenas. Después de las 10 colmenas, logramos tener
60 colmenas. Los fundadores, mi hermano y yo.

¿Cuál es la importancia que se le otorga a las abejas y la miel en Europa? Una comparativa con Guatemala.

EL objetivo principal, es vender estos productos orgánicos a los guatemaltecos, porque estamos acostumbrados a que nos vendan productos con mucho químico, y eso es perjudicial para la salud. Viendo la necesidad de vender nuestro producto, tuvimos que llegar al mercado internacional, ya que la gente Europea, tiene mucho conocimiento de lo que son las abejas, y los productos que son producido gracias a ellas, como la miel el polen y el propóleo (es una mezcla resinosa obtenida por las abejas de las yemas de los árboles) .

Entonces, es un mercado amplio y gente que tiene cultura de comer miel. El guatemalteco, tiene un promedio de media cucharada al año, y en Europa están acostumbrados a un litro por semana.

¿Brídanos datos interesantes sobre tu proyecto?

Lo que queremos hacer con el proyecto, es innovar con un tipo de colmenas que se castran automáticamente, por lo tanto, las podemos tener dentro de nuestras casas. Las colmenas se llaman Flow Hive”, estas colmenas son plásticas y también de vidrio. Cuando uno necesita castrarlas, solo se manipula una llave incrustada, y la miel se extrae muy fácil dentro de la colmena. De esa manera, ya no es necesario utilizar traje ni humo, mucho menos de molestar a las abejas. Es un proyecto que tenemos en mente para el 2021.

Las abejas muchas veces son exterminadas o ahuyentadas de su hábitat,¿por qué pasa eso?

Creo que sí. Las personas, no están acostumbradas a las abejas, y las ven con miedo, porque piensan que van les van a picar. Pero solo es su mecanismo de defensa, si uno no las molesta, ellas no atacan.

¿Han pasado dificultades con su equipo de trabajo?

Correcto. Eso nos sucede más con la comercialización de los productos, con lo que mencionaba anteriormente, los guatemaltecos lamentablemente no están acostumbrados a consumir productos puros y de calidad, la razón, muchas veces son más caros. Ese ha sido nuestro mayor problema, y es por eso que, tuvimos que acudir al mercado internacional. Eso ya nos trajo ahora, mucha tranquilidad.

¿Este proyecto es lo que soñabas cuando eras pequeño, involucrarte en el mundo del emprendimiento?

Este proyecto comenzó, porque mi familia ha sido de agricultores, finqueros de café, y ellos siempre han tenido colmenas, pero estaban ubicadas en troncos. Ahora, nosotros siendo agrónomos, y estudiados, pudimos industrializar a las abejas, y tenerlas en sus cajas.

¿Conoces algún otro proyecto, que sea similar al tuyo?

Acá en Guatemala, no conocemos algún otro apicultor que quiera traer este tipo de proyectos e innovación más adelante a Guatemala. Nuestro equipo y yo, estamos comenzando, y queremos invitar a la gente a que se nos una. Existen apicultores, pero hacen su trabajo, de una manera tradicional.

¿Dónde brindan esas capacitaciones, y oportunidades para que la gente se sume a su proyecto?

Por lo general contratamos a un total de 20 personas, y los capacitamos y les enseñamos cómo es el manejo de las abejas, para que puedan empezar y tengan una fuente de ingreso también.

Las personas interesadas, pueden contactarnos a través de Facebook, Instagram o Whatsapp. En Facebook e Instagram como Mirador del fuego, o Rosalina Apiario. Y mi número de teléfono, (+502) 5869-3422.

***

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of